El MWC16, mucho más que tecnología

El Mobile World Congress ha vuelto a batir récords, no solo de asistencia, sino también de expectativas. El móvil ya no es el rey indiscutible, este año la realidad virtual, con la futurista foto de Mark Zuckerberg a la cabeza, ha acaparado la mayor parte de la atención, así como el IoT, el grafeno,los mobile payments, los dispositivos híbridos, las pantallas flexibles o las nuevas aplicaciones de los wearebles.

No solo se trata de saber cuál es la última funcionalidad que incorporan los móviles de última generación, cuál es la máxima resolución de pantalla a la que podemos aspirar —de momento—, ver los wearables aplicados a vacas o subir a una simulación para experimentar por primera vez la realidad virtual. Se trata de ver el conjunto, no solo hasta donde ha llegado la tecnología, sino hasta dónde puede llegar; de ver qué esperan los usuarios, qué tienen a su alcance, y si lo que estamos ofreciendo es suficiente, o lo será todavía a corto plazo.

Para ICAR ha sido un año que no ha podido empezar mejor: como proveedores en soluciones de identificación del visitante del MWC16, nuestro sistema de identificación digital ha servido para agilizar de forma exponencial las colas de una asistencia de más de cien mil personas.

Por lo demás, la valoración del MWC16 no puede ser más positiva para nosotros, con una excelente acogida de las soluciones de ICAR tanto entre clientes como entre partners. Flexibles y adaptadas según cada sector y cada cliente específico, permiten por ejemplo la identificación rápida en hoteles, como destaca Enrique Pineda, de Iberostar, que valora sobre todo «la rapidez con la que les permite procesar la información en el check-in de los hoteles», con la consiguiente mejora en la experiencia de los clientes, especialmente en épocas de gran afluencia.

"Las oportunidades de negocio suponen a la vez un reto, ya que hay que proporcionar una buena experiencia al usuario: perder un cliente se traduce en perder dinero, y eso sin tener en cuenta el fraude online."

Xavier Codó,
CEO de ICAR
Conferencia sobre seguridad digital y experiencia de usuario

El éxito pasa por hacer de esta experiencia y de la seguridad dos factores perfectamente interrelacionados y equilibrados.

Por ejemplo, en el caso de una apertura de cuenta bancaria, el sistema de ICAR permite pasar de un proceso manual de más de cinco minutos a uno automático de menos de un minuto; además, verifica la identidad de la persona, con lo que evita el fraude tanto para la entidad como para otros clientes que puedan verse afectados. En el caso de éxito presentado durante la conferencia, una entidad bancaria redujo las pérdidas por fraude en un 98%, pasando de más de 40 M€ a menos de 1 M€ de pérdidas en un año.

En el caso del sector travel, hay un beneficio muy evidente para ambas partes: tiempo. Para el cliente, ahorrarse las molestas y a menudo interminables colas del check-in; para la empresa, no solo darle al cliente lo que quiere y cuando quiere —mejorar su experiencia—, sino conocerlo, anticiparse a lo que puede querer en un futuro.

¿Y qué quieren los usuarios? Al final, una buena experiencia se traduce en una compra rápida —one-click—, un check-out rápido, poder escoger entre varias opciones de pago o financiación, entrega rápida y un proceso seguro.

Las soluciones de ICAR se traducen en tres palabras: rápido, fácil y seguro.

Al fin y al cabo, como ha demostrado el MWC16, el futuro de la tecnología pasa por darles a las persona aquello que querrán, el presente ya no es suficiente.